Foros Cristianos Evangelicos Roca Eterna

Foro cristiano evangelico para servicio del pueblo evangelico hispano parlante a nivel mundial.
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  FAQFAQ  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 EL SEGUNDO PASO: CONTAR –

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
hgo
Evangelista con uncion profetica
Evangelista con uncion profetica


Cantidad de envíos : 1350
Localización : Armenia
Fecha de inscripción : 03/06/2009

MensajeTema: EL SEGUNDO PASO: CONTAR –   Vie Jun 05, 2009 1:39 pm

EL SEGUNDO PASO: CONTAR –
“CONSIDERAOS MUERTOS”
Notemos de nuevo lo que dice Romanos 6:6. El tiempo del verbo es muy preciso, porque es el tiempo “una vez por todas”. La cosa está hecha y no puede deshacerse. Nuestro viejo hombre ha sido crucificado una vez por todas, y no puede cancelarse tal crucifixión. Esto es lo que necesitamos saber. Cuando lo sabemos, ¿qué seguirá? El versículo 11, en el cual tenemos la exhortación a que nos consideramos muertos al pecado, es decir, contarnos por muertos, es el resultado natural del versículo 11. Cuando se expone la verdad acerca de nuestra unión con Cristo, generalmente el énfasis se lo hace recaer sobre el “contarnos por muertos”. Pero la Palabra de Dios nos dice que el 'saber' ha de preceder el 'contar'. “Sabiendo esto... Consideraos muertos” (Ro. 6:6, 11). El orden es de suma importancia. El contamos por muertos debe estar basado en el conocimiento de un hecho revelado por Dios, pues de otro modo la fe no tiene fundamento sobre el cual descansar. Cuando sabemos que nuestro viejo hombre ha sido
crucificado, espontáneamente nos contaremos por muertos. Cuando sabemos, entonces el contar sigue naturalmente.
No debemos, pues, poner demasiado énfasis en el asunto de contar. Dios no nos dice que nos contemos por muertos, para que por considerarnos muertos vengamos a serlo, sino porque estamos muertos. Él no nos hubiera dicho que contásemos algo que no era un hecho. Si yo creo que estoy muerto, entonces el contarme por muerto no es ningún esfuerzo -es espontáneo-, pero si no estoy persuadido de que haya realmente muerto y espero, por un mero proceso mental poder producir la muerte, entonces eso de contar será un trabajo tremendo. Hay quienes siempre tratan de contar sin saber. No han tenido primeramente la revelación, pero tratan de contar y pronto se ven en toda suerte de dificultades. Cuando viene la tentación, empiezan a repetir frenéticamente -”Estoy muerto, estoy muerto”; pero en el mismo acto de contar pierden su serenidad. Entonces dicen: “Esto no marcha; Romanos 6:11 no sirve”. Naturalmente, Romanos 6:11 no sirve sin Romanos 6: 6.
¿Qué significa contar? La palabra griega traducida como “Consideraos” se relaciona con términos de contabilidad y significa hacer cuentas. Contabilizar es lo único en este mundo que nosotros los humanos podemos hacer correctamente. Un artista pinta un paisaje. ¿Puede hacerlo con exactitud? ¿.Puede el historiador garantizar la absoluta verosimilitud de lo que registra, o el cartógrafo la fidelidad de un mapa? Pueden, a lo sumo, obtener una aproximación. Aun en nuestra conversación diaria, cuando procuramos relatar algún incidente, no obstante el mejor de los deseos por ser honestos y verídicos, no podemos narrarlo con exactitud. En la mayoría de los casos exageramos o despreciamos algún elemento, decimos una palabra de más o una de menos. Entonces, ¿puede hacer el hombre algo que sea absolutamente exacto? Pues, ¡aritmética! Aquí no hay lugar para el error. Una silla más una silla, hacen dos sillas. En todo el mundo y por todo el tiempo, uno más uno es igual a dos. Uno más uno es igual a dos en el ciclo, en la tierra y en el infierno.
¿Por qué dice Dios que hemos de contamos por muertos? Porque estamos muertos. Prosigamos con la analogía de la contabilidad. Si yo tuviera $ 15 en mi bolsillo, ¿qué entrada haré en mi libro de cuentas? ¿.Puedo asentar $ 14 o $ 16? ¡No! Debo anotar en mi libro de cuentas aquello que es un hecho en mi bolsillo. La contabilidad consiste en sumar hechos, no fantasías. De la misma manera es porque yo he realmente muerto que Dios me dice de contarme así. Dios no me pediría anotar en mi libro de cuentas que estoy muerto si aún viviera. Contar no quiere decir que yo tenga sólo $ 15 en mi bolsillo, pero que espero, por apuntar $16 en mi libro de cuentas, que tal contar llenará la deficiencia o falta.
No lo hará. Si yo sólo tengo $ 15, pero me hago la suposición de que tengo más, diciendo: “Yo tengo $ 16, yo tengo $ 16, yo tengo $ 16”, ¿pensáis que el esfuerzo mental que realizo afectará en algo la suma que hay en mi bolsillo? ¡De ningún modo! El hecho de contar no hará que $ 15 se conviertan en $ 16 ni tampoco transformara lo falso en verdad. Pero si el caso es que hay $ 16 en mi bolsillo, entonces con absoluta seguridad y confianza puedo anotar $ 16 en mi libro de cuentas. Dios nos dice que nos demos por muertos, no para que así lleguemos a serlo, sino porque en verdad ya lo somos. El nunca nos dice que contemos con algo que no sea un hecho acabado.
Supóngase que yo tratara de figurar como la Srta, D. Tendría que decirme continuamente: “Tú eres la Srta. D. Ten cuidado y recuerda que tú eres la Srta, D”. A pesar de mucho repetirlo, la probabilidad sería que cuando no estuviera atento y alguien llamara “S. Nee”, yo contestaría a mi propio nombre. Todo eso de contar se quebrantaría en el momento crítico. Yo soy e1 Sr. Nee; por eso no tengo ninguna dificultad en contarme como el Sr. Nee. Puedo dormir y olvidarme de todo eso, pero eso no cambia el hecho. Es tan seguro cuando olvido como cuando pienso en ello; no depende de mi memoria ni de mi contar. Yo sé que soy el Sr. Nee; por consiguiente, cuento naturalmente que es así. Romanos 6:6 precede a Romanos 6:11, no sólo en las Escrituras sino también en la experiencia cristiana. A menos que tengamos una revelación por el Espíritu Santo del hecho de nuestra muerte con Cristo, nuestro contar será mera obra muerta. Durante aquellos años procuré considerarme muerto; entonces, Dios me reveló mi muerte con Cristo como un hecho establecido para siempre jamás. Todo se hizo tan real para mí que deseaba ir por las calles anunciando a viva voz la noticia de mi feliz descubrimiento: ¿Sabes que estoy muerto - tan muerto que nunca podría estar mas muerto?” Así todo se concreta a esto: a menos que conozcamos como un hecho acabado que somos muertos, todo esfuerzo por consideramos muertos no hará sino intensificar la lucha, y el resultado será una derrota segura.
Continua: TENTACIÓN Y FRACASO - EL DESAFIO DE SATANÁS
Tomado de “La vida cristiana normal” de W. Nee
Jesus es el Señor!
La iglesia en Armenia
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://es.yahoo.com
 
EL SEGUNDO PASO: CONTAR –
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» SEGUNDO PASO DE RECUPERACION (REFLEXIONES)
» DECIMO SEGUNDO PASO DE RECUPERACION (REFLEXIONES)
» DECIMO SEGUNDO PASO DE RECUPERACION (REFLEXIONES)
» Paso fugaz
» 12 PASOS DE RECUPERACION

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Foros Cristianos Evangelicos Roca Eterna :: Para hablar :: Temas de debate doctrinales y dogmaticos-
Cambiar a: